AFRICAENCINE

Para los amantes del cine y la cultura africana…

Out in Africa, South Africa’s Lesbian & Gay Film Festival y Lesbian & Gay Film Festival London: 23 de marzo al 1 de abril.

La duda me ataca cuando pienso en la papel de la casualidad a la hora de elegir las fechas de un festival de cine. Por ello, voy a decantarme por la premeditación como causa para que dos importantes festivales de cine gay y lésbico se vayan a celebrar en Sudáfrica e Inglaterra durante los mismos días: del 23 de marzo al 1 de abril.

Quizás haya quien se pregunte por qué no escribí en su momento sobre los certámenes españoles de temática similar, acusándome de buscar refugio en lo exótico. La razón es sencilla: no incluyeron ninguna película de procedencia o temática africana. Desde hace más de diez años se celebran en Madrid y Barcelona entre los meses de octubre y noviembre los dos festivales de cine gay y lésbico de referencia en nuestro país. En sus últimas ediciones, el 16º Festival Internacional de cine gai y transexual de Madrid (LesGaiCineMad) y el 12º Festival Internacional de Cinema Gai i Lèsbic de Barcelona, con sede en la Filmoteca de Catalunya, ofrecieron al público interesado programas encomiables tanto en el número de películas como en la calidad de las mismas. Muy a mi pesar, entre todos los cortos, documentales y largos de ficción de nacionalidad diversa no se coló ninguno que se pudiese encuadrar en este blog, una herramienta en español de análisis del arte y cine africanos.

En una entrada reciente en este blog y en mi última colaboración con la revista barcelonesa Africaneando he reflexionado sobre la política cinematográfica sudafricana adoptada en 1994 tras la celebración de las primeras elecciones democráticas en el país. En la actualidad, Nigeria y Sudáfrica son las dos industrias más potentes del continente, cada una por motivos diversos y, en muchos casos, totalmente opuestos. La situación de desregulación, inseguridad y desmantelamiento de estructuras productivas en Nigeria hace tres décadas hizo surgir en el país una industria única: Nollywood. El que es en la actualidad modelo de referencia como alternativa de producción, distribución y exhibición, se ha convertido en la tercera industria por volumen de producción anual de títulos, sólo por detrás de Bollywood y Hollywood. Imitar sus peliculiaridades resulta, sin embargo, tarea imposible en el panorama internacional.

Tal y como escribía hace poco, Sudáfrica es una caso diferente: “desde el gobierno se ha apostado por el empleo del cine como arma de transformación democrática y crecimiento económico. Tal y como recogen la constitución de 1996 y su desarrollo legislativo, el cine ha de favorecer el multiculturalismo, la libertad de expresión y la transformación. En esta tarea de (re)definición de la identidad nacional la adopción de medidas para crear una industria cinematográfica competitiva a nivel internacional ha sido uno de los fines prioritarios del ejecutivo.” Las decisiones gubernamentales han tenido un objetivo claro: ofrecer productos audiovisuales atractivos tanto para la audiencia nacional como para la internacional. Uno de los mayores retos para Sudáfrica sigue siendo aumentar la audiencia nacional para lograr incluir así a enormes grupos de población negra que se habían visto excluidos del espectáculo cinematográfico desde el Apartheid, momento en el que sólo la clase media blanca podía permitirse acudir a las salas de cines. En esta línea, se han ido tomando medidas que sólo tímidamente empiezan a mostrar resultados. En paralelo, se ha potenciado una educación de calidad que prepare a técnicos y profesionales del medio para que sean competitivos en el mercado internacional, mientras se realizan coproducciones con países potentes (EEUU, sobre todo) para favorecer la entrada de los productos sudafricanos en otras plazas internacionales. El “multiculturalismo, la libertad de expresión y la transformación” siguen siendo los aspectos centrales a custodiar por el cine tal y como recogen las leyes sudafricanas. Si bien no siempre se potencian tanto como deberían, producciones como las que apuntaré a continuación son una realización práctica de los mismos.

Tanto en el 19º Out in Africa, South Africa’s Lesbian & Gay Film Festival que tendrá lugar en Johannesburgo y Ciudad del Cabo, como en el londinense 26º BFI Lesbian & Gay Film Festival se podrán ver unas cuantas cintas sudafricanas. Si bien la sesión “local” en Sudáfrica parece tener una explicación evidente, sorprende más que en Londres las únicas películas provenientes de África sean también de su país más meridional. En este caso, las explicaciones lingüísticas no son sino simplificaciones, ya que la cartelera de los dos festivales es de una multiculturalidad y diversidad lingüística notables. Se debe, tal y como veremos, al empuje de la Sudáfrica democrática para favorecer la diversidad y luchar contra la discriminación a través del cine.

El 19º Out in Africa, South Africa’s Lesbian & Gay Film Festival fue creado en 1994 para “celebrar la inclusión en la constitución sudafricana de la cláusula de prohibición a la discriminación por razones de orientación sexual”. Estas palabras se recogen en la declaración de motivos del festival. Este evento surge con la intención de dar visibilidad a las minorías lésbicas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTIs) relegadas al ostracismo tras décadas de represión bajo el Apartheid, “sirviendo como plataforma de discusión y debate sobre la situación de los LGBTIS en la recién creada democracia”. Las bases son claras y suelen repetirse en los escritos fundacionales de otros festivales semejantes. La novedad está en la inclusión de la frase “con el propósito de promover una industria cinematográfica local”, seguida por argumentos que ligan al cine con la creación de una imagen nacional propia representativa de las diferentes comunidades y que “promueva un sentido de pertenencia y orgullo”. Es aquí donde reconocemos al festival como parte de las medidas tomadas por el gobierno nacional para impulsar el cine local. Como aplicación de esta tendencia, una herramienta que se ha mostrado especialmente útil son los talleres de cortometrajes, espacios de producción que han visto premiada su labor con producciones que han circulado por festivales internacionales.

Este año, como parte un programa selecto de apenas una docena de títulos Out in Africa incluye una sesión completamente local con el mediometraje The Secret, Fanney Tsimong, (2011. 45´) como plato fuerte (sinopsis completa aquí), al que acompañan los cortometrajes Paving Forward, Mthokozisi Lembethe (2011. 16’, sinopsis completa aquí) y Anders, Wener Coetzee (2011. 12, sinopsis completa aquí).

Aconsejo recurrir al artículo de Basia Lewandowska Cummings Preview: Out of Africa (en el blog Africa Is A Country) para leer algunas críticas y reflexiones sobre este festival.

Este año, una de las sesiones del 26º BFI Lesbian & Gay Film Festival London (Londres: 23 de marzo al 1 de abril) es también plenamente sudafricana. Gracias a esta fuerte tarea de promoción del cine sudafricano la visiblidad del mismo a nivel internacional ha ido en aumento y acapara minutos de pantalla en todo tipo de festivales.

En Londres ser podrán ver dos mediometrajes, Difficult Love de Zanele Muholi y Peter Goldsmid (2010, 47´) y Waited For de Nerina Penzhorn (2011, 57´)  “documentales que exploran diferentes aspectos de la experiencia lesbiana en Sudáfrica”, según la página del festival. (Para leer sinopsis más detalladas pinchar aquí).

Pero no sólo, como guinda a la representación (sud)africana, se proyectará la flamente ganadora de la Palma Queer en el pasado Festival de Cannes 2011: el largometraje Beauty de Oliver Hermanus. Aún no he podido ver ninguna de las obras citadas, pero esta coproducción franco-sudafricana (2011, 99´) “un examen perturbador y provocativo de lo terrible de odiarse a uno mismo” según los organizadores del festival, no suena nada mal (sinopsis completa aquí).

Beatriz Leal Riesco Philadelphia (11/03/2012)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en marzo 11, 2012 por en Cine y etiquetada con , , , .

No sólo cine africano; cultura, música, arte, literatura y cine, mucho cine…

Categorías / Categories

Archivo / Archive

A %d blogueros les gusta esto: